Uncategorized

La Policía y el Municipio de Ushuaia desalojaron a 37 familias de un predio fiscal

Este viernes nuevamente en cercanías del barrio Kaiken, en el denominado barrio Nueva Esperanza, la Municipalidad de Ushuaia junto a la Policía Provincial envistieron a 37 familias para desalojarlas del predio que ocuparon para habitar.

El Comisario de apellido García a cargo del operativo sin una orden judicial pero si a la orden del subsecretario de Asuntos Laborales y Gremiales de la Municipalidad de Ushuaia, el abogado Mauricio Neubauer, (se observa en videos y testimonios de vecinos) desarmaron 2 casillas de forma violenta.  Inclusive el propio funcionario tomó la actitud de desarmar él mismo las casillas según testimonian varios vecinos.

En el procedimiento participaron  más de 50 policías, también estaban la formación antimotines con armas (ametralladoras con balas de goma) que utilizaron para apuntar a las familias. Inclusive uno estaba por tirar pero al observar que estaba siendo filmado, desistió. Según el testimonio de varias personas  y videos, se observan a agentes municipales que increpaban e insultaban a las familias ocupantes.

La policía avanzó al desarme con un cordón policial sobre las familias que estaban resistiendo, donde también habían niños y niñas. A uno de los niños, hipoacúsico, la policía le rompió un implante cloquear.

En el avance represivo detuvieron a un vecino por supuesta resistencia a la autoridad

El acuerdo al que sé llegó fue que las familias desarmaran las casillas por motus propio, con el compromiso del municipio de generar una mesa de diálogo. Los vecinos pidieron que el acuerdo quede por escrito, pero el subsecretario de Asuntos Laborales y Gremiales Mauricio Neubauer no accedió a ello, pero se comprometió a realizar dicha reunión esta misma tarde viernes 19 de noviembre.

Lo extraño de esta situación es que en otros barrios, sobretodo entre el Dos Banderas y Andorra, las ocupaciones están sucediendo, pero el Municipio no actúa con la misma mano dura. 

La burbuja inmobiliaria, los altos alquileres, la expulsión de familias de los departamentos que están siendo dirigidos al turismo, los espacios fiscales vendidos a empresas, la falta de trabajo, la inflación, el estado que no llega a cubrir la demanda, está provocando un nuevo ciclo de expulsión de las familias de la ciudad a ocupar un espacio para montar una casilla que las preserven de la intemperie.

ChimangoNEWS!!! Te Interesa Suscribirte? NO SI
A %d blogueros les gusta esto: